Bebé

¿Los bebés deben utilizar almohada?

Una de las preguntas que más se hacen las madres y padres primerizos es si los bebés deben utilizar almohada o, mejor dicho, a partir de qué edad pueden utilizar almohada los bebés. Por motivos de seguridad, los especialistas desaconsejan el uso de almohadas en recién nacidos y lactantes, al igual que el uso de sábanas, edredones o cualquier otra cosa que pueda suponerle un mínimo de riesgo de asfixia mientras duermen.

El primer año

Además del riesgo de asfixia por los continuos movimientos del bebé, durante el primer año de vida es desaconsejable el uso de almohada porque el bebé duerme más cómodo sobre una superficie plana. Con una almohada, la cabeza del bebé quedaría inclinada hacia delante y le obligaría a adoptar una postura poco natural e incómoda.

A partir de los dos años

A partir de los 24 meses las cosas cambian. Los niños ya no se mueven tanto cuando duermen—se mueven menos, mejor dicho— y ya pueden usar almohada sin problemas en su sueño. La morfología corporal del bebé se ha desarrollado de manera que ya se siente cómodo con una almohada bajita y suave.

Malva, la primera almohada de bebé que ayuda a conciliar el sueño

En Ecus Kids disponemos de la almohada perfecta para tu bebé. Malva es esa primera almohada de bebé que le ayudará a conciliar el sueño. Con aromaterapia para que su descanso sea más profundo y reparador. Fabricada de espuma con aceites naturales de malva, más transpirable y adaptable que cualquier otra espuma convencional. Su porosidad permite que el aire circule libremente en su interior, evitando que se acumule el calor excesivo y el CO2 que emite el bebé al respirar. Además, su funda está elaborada con algodón, fresco y respetuoso con las pieles más delicadas. La seguridad e higiene del bebé está garantizada también por su cierre sin cremallera y porque es desenfundable y lavable a máquina (solo la funda).

Todo ello la convierten en la almohada más segura para el descanso de tu bebé.